El programa “Educando en Justicia”, desarrollado en colaboración entre la Consejería de Educación y Cultura de la Comunidad Autónoma de la Región de Murcia, el Tribunal Superior de Justicia de la Región de Murcia y el Consejo General del Poder Judicial, se viene desarrollando en nuestro Centro desde el curso 2011-2012. Implica varias fases: la visita del Magistrado del Tribunal Superior de Justicia D. Joaquín Ángel de Domingo, la visita a las dependencias judiciales del Tribunal Superior de Justicia y la aplicación del programa “Juez de paz educativo”.

El proyecto “Juez de paz educativo” es un método para resolver conflictos entre alumnos/as de manera voluntaria. Su objetivo es desarrollar  el respeto entre los alumnos, estimular la responsabilidad personal y la capacidad para enfrentarse a los problemas derivados de la convivencia en el Centro y, en definitiva, mejorar esa convivencia. Los alumnos que ejercen como jueces de paz a través de la “mediación”, intentan facilitar los mecanismos necesarios y generar el clima idóneo para la resolución de conflictos entre iguales.

Desde el curso escolar 2015-2016 se desarrolla en nuestro Centro el programa denominado “El alumno tutor”.

El objetivo de este programa es intentar paliar los problemas de adaptación que viven algunos alumnos del primer ciclo -especialmente de 1º de ESO- en su transición desde la Primaria a la Secundaria, como son el bajo rendimiento académico, aislamiento, desmotivación o, incluso, mal comportamiento en el aula.

El método consiste en que alumnos voluntarios de Bachillerato y de los grupos superiores de la ESO, tutelen a alumnos de menor edad que presenten algunas de las características señaladas anteriormente, para ayudarles a superar sus dificultades y para que tengan un referente al que acudir en las situaciones difíciles que se les puedan plantear.

Un momento de la entrevista al magistradoMíriam: Para conocerle un poco mejor, ¿cómo se definiría en dos palabras?
Joaquín Ángel de Domingo: Pues, yo creo que soy una persona normal e independiente. Serían las dos palabras.

Kiara: ¿Le influyó algún acontecimiento de su infancia o adolescencia para colaborar en este proyecto?
J A: Bueno, para colaborar concretamente en este proyecto, no. Yo soy juez de vocación; mi padre era juez, mi abuelo era juez y en ese sentido, sí. Pero para este proyecto, que es muy nuevo en Murcia, la razón esencial es que creo profundamente en él y yo creo que si el día de mañana, nuestra sociedad tiene que ser mejor que la actual, debe ser a partir de ahora.

Alumnos mediadoresEl pasado día 13 de diciembre de 2011 hizo una visita a nuestro Centro el Magistrado del Tribunal Superior de Justicia, Don Joaquín Ángel de Domingo, acompañado de don Rafael Herrero, asesor de la Consejería de Educación, Formación y Empleo. Tras una pequeña proyección audiovisual y una representación de un juicio de menores a cargo de algunos alumnos de nuestro Centro, el Juez contestó de manera clara y directa a todas aquellas preguntas que los estudiantes quisieron hacerle relativas a la Administración de Justicia, incluyendo preguntas de carácter personal u otras de fuerte impacto social relacionadas con la Ley del Menor.